Conocerla para usarla. Mediación.

Share and Enjoy

Lo que no se conoce no se utiliza, por eso decimos que hay que conocerla: Mediación

Frente a la realidad de otros países de nuestro entorno, la aplicación de la mediación en España resulta insuficiente, por lo que deviene necesario que los poderes públicos impulsen la utilización de este instrumento, elaborando un marco normativo adecuado que permita su desarrollo, ya sea como sistema alternativo a la vía judicial o como complementario.

 Así resulta de vital importancia la reciente regulación en materia de Mediación Civil y Mercantil, habiéndose aprobado el Real Decreto 980/2013, de 13 de diciembre, por el que se desarrollan determinados aspectos de la Ley 5/2012, de 6 de julio, de mediación en asuntos civiles y mercantiles, en la actualidad en periodo de vacatio legis (pendiente de entrar en vigor), hasta el mes de marzo que entrará en vigor.

Nos congratulamos por esta iniciativa legislativa, pero llega tarde y además es una ley de mínimos, ya que establece exenciones a la norma como la mediación penal, la administrativa o la mediación en consumo. Tampoco se habla de mediación familiar puesto que ésta se ha regulado por las Comunidades Autónomas, aunque alguna como Extremadura carece de normativa en mediación, siendo reclamada en la actualidad por el grupo político de Izquierda Unida.

Concepto de Mediación

Nuestra definición de Mediación.

Resulta muy importante para los profesionales de la mediación disponer de estas normas, pues se regula la formación que han de realizar para poder acceder al futuro Registro de Mediadores que entrará en vigor el próximo 1 de junio. También se establece la necesidad de poseer un Seguro de Responsabilidad para el ejercicio de la profesión tanto para los mediadores profesionales como para las Instituciones de Mediación, reguladas en la sección 4 del Capítulo III del Reglamento.

Distintas organizaciones internacionales reconocen la importancia de la mediación como instrumento adecuado de resolución de conflictos, que aporta indudables ventajas no solamente en relación con los ciudadanos afectados, sino también para el propio sistema judicial. La Unión Europea es promotora de la utilización de métodos alternativos de solución de controversias, entre los cuales se encuentra la mediación. A tal fin se aprobó por la UE la Directiva 2008/52/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de mayo de 2008, sobre ciertos aspectos de la mediación en asuntos civiles y mercantiles, por la que se obliga a los Estados a formar mediadores con altos estándares de calidad, se faculta a la judicatura para que dé a conocer la mediación como alternativa a la vía judicial, dispone que si las partes lo acuerdan voluntariamente, dichos acuerdos tengan carácter de título ejecutivo, bien vía judicial o notarial, garantiza el principio de confidencialidad en el proceso de mediación, no pudiendo declarar el mediador en un posterior proceso judicial, ya que garantiza unos plazos por si más tarde se precisa interponer un proceso en esta vía.

Efectivamente, la mediación supone la obtención de una solución más rápida y ágil del conflicto. Fomentar el empleo de la mediación facilita la solución pacífica de conflictos y contribuye a evitar el coste emocional y la pérdida de tiempo y dinero asociados a los pleitos judiciales, lo cual, a su vez, permite al ciudadano velar por sus intereses con eficacia. Por otro lado, los propios intervinientes son los protagonistas de la resolución de la controversia asumiendo libremente el acuerdo, lo que indudablemente facilita el futuro cumplimiento voluntario de sus términos, perdurando en el tiempo.

Además, la mediación reduce la carga de trabajo de la Administración de Justicia, con el consiguiente ahorro de los enormes costes que siempre genera un proceso judicial, descongestionando a su vez los juzgados.

La sociedad ha de conocer que sólo puede ejercer la mediación un profesional formado y titulado, sólo de esta manera se evitará el intrusismo profesional y el buen ejercicio de la profesión, impidiendo procesos de mediación con resultados fraudulentos, que tendrían como mayores perjudicados a los ciudadanos que han puesto sus expectativas en este método alternativo de gestión de conflictos.

 

mediacion/1586956/”>Del juez al mediador

Las ADRs (Alternativa a la Solución de Conflictos), son procedimientos con muchas virtudes y muy pocos defectos. Ante un problema infórmate, tienes mucho que ganar y nada que perder. La vía tradicional judicial siempre estará ahí.

Desde A Mediar animamos a todo aquel que pueda estar interesado/a, a que se ponga en contacto con nuestro Equipo de profesionales, si compromiso alguno y soliciten una sesión informativa.

 

The following two tabs change content below.
Tomás Prieto
Servicios de Mediación Familiar, Social, Civil y Mercantil es un gabinete de Gestión de Conflictos que pretende consolidarse en Granada como uno de los primeros gabinetes multidisciplinares en Mediación. También en . y escribo El Mirador. Director de Contenidos en Logic Cost Abogados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.